Higiene vital
 

LA ENERGÍA DEL CUERPO II. REPARTO DE LA ENERGÍA EN EL ORGANISMO  

El ser humano pasa la primera mitad de su vida arruinando la salud
y la otra mitad intentando restablecerla.
-Joseph Leonard-

La Energía Vital del organismo se reparte en los tres grandes sistemas que mantienen la vida: Nutrición, Eliminación y Relación.  También se necesita energía para e1 Crecimiento y la Reproducción, siendo estas dos últimas funciones importantes en ciertos momentos de nuestra vida, como son la etapa de crecimiento y formación del cuerpo y la etapa reproductiva, respectivamente. Junto a la eliminación se necesita energía en la Regeneración de las zonas alteradas o enfermas.

01.- EL SISTEMA DE NUTRICIÓN

El sistema de Nutrición necesita energía para la digestión y asimilación de los alimentos ingeridos. Tenemos que tener en cuenta que en dicho proceso no interviene solamente el aparato digestivo: el estómago y el intestino, el hígado y el páncreas, ya que el último proceso de asimilación se lleva a cabo en el interior de cada una de las células de nuestro cuerpo. Todas y cada una de las células del organismo intervienen en el trabajo de asimilación de las sustancias nutritivas.

Forma también parte de este sistema la Respiración, mediante la cual nos «alimentamos» del oxígeno y de la energía del aire, así como también la Circulación Sanguínea que aporta las sustancias nutritivas y el oxígeno necesario para las células.

No nos olvidemos tampoco del aporte nutritivo que recibimos del sol y del contacto con la naturaleza.

02.- EL SISTEMA DE RELACIÓN

El sistema de relación es el conjunto de órganos encargados de ponernos en contacto con el mundo exterior (el mundo físico y la naturaleza) y con los demás seres humanos. Está dirigido en gran parte por la voluntad consciente, aunque el inconsciente, o la “sombra”, en palabras de C.G. Jung, reconocido psicoanalista y discípulo de Freud, aquellos impulsos y formas de carácter que no aceptamos de nosotros mismos, “tiñen” nuestro estar en el mundo.

Cuando nos movemos, hacemos ejercicio, pensamos, percibimos el mundo con los sentidos, vivimos nuestros sentimientos y emociones, nos comunicamos, hablamos, realizamos un trabajo intelectual, manual o físico, nuestro organismo lleva gran parte de su Energía Vital hacia la función de Relación y sus órganos: Músculos y Huesos, Cerebro, Sistema Nervioso, Los Órganos de los Sentidos y del Lenguaje  

03. EL SISTEMA DE ELIMINACIÓN

La excesiva y prolongada centralización de la energía en el sistema de Eliminación puede provocar la disminución o la falta de dicha energía en el crecimiento y la reproducción. Cuando el cuerpo se encuentra demasiado atareado en eliminar las sustancias tóxicas que ingerimos y las que se generan por nuestra forma de vida estresante y competitiva, no hay energía suficiente para que el crecimiento (en el niño) y la reproducción (en los adultos) puedan llevarse a cabo de forma satisfactoria.

Aparecen de esta manera los problemas de crecimiento en el niño pequeño. Puede ocurrir también una formación anormal del feto y sus órganos, una malformación. No olvidemos  que la herencia genética incumbe en un cincuenta por ciento al hombre y la salud de sus futuros hijos depende también de su salud y sus cuidados.

Del mismo modo la falta de energía para los procesos de reproducción puede hacer que tanto el hombre como la mujer se vuelvan estériles.

04. LA INTELIGENCIA INTERNA Y EL INSTINTO DEL CUERPO

La inteligencia interna y el instinto del cuerpo dirigen el reparto de energía en el organismo. Hacen aumentar una función, en este caso la desintoxicación y la curación, a cambio de la disminución de las demás actividades normales (digestión, relación, crecimiento y reproducción). Hay una interiorización de la Energía y junto con ella de la sangre hacia los órganos de eliminación y las zonas más dañadas y enfermas. El frío, en la enfermedad, indica la interiorización de la energía y la sangre desde las zonas más periféricas hacia los órganos centrales y más vitales.

En conclusión, la inteligencia interna y el instinto del cuerpo son los que en último lugar envían y equilibran la energía entre los diferentes sistemas del cuerpo dependiendo del momento, las circunstancias y la edad de la persona.

Reparto normal de la energía



 
¿QUÉ OFRECEMOS?   ::   ¿QUIÉNES SOMOS?   ::   CENTRO ZUHAIZPE ::   CONSULTA ZUHAIZPE   ::   CONTACTA   ::   MAPA DEL SITIO
Reconocido como Centro Médico-Sanitario por el Departamento de Salud de Navarra CPS-654C/1-NA